25 octubre 2007

Copas con curva acaban con el dilema del champán

Cuando bebemos champán (o cualquier otra cosa en copa) tenemos que escoger entre:

1.Mirar el techo.
2.Meter la nariz dentro de la copa
3.Dejar la nariz por encima de la copa.

Lo preferible es la opción 2: Por la nariz también se saborea. Pero no siempre es posible, sobre todo para narigones o en los casos de las copas pequeñas.

Estas personas tienen la vida más fácil con estas copas que encuentro en Gizmodo USA. Otra idea sencillísima que resuelve mil problemas: Copas con curva. Vean, comparen y si encuentran atractivo, comprenlo por sólo 54$

Estadísticas del blog